Tel. (55) 18-58-81-27 / (55) 55-86-59-74

¡No pongas en riesgo tu salud! Razones para visitar al nutriólogo si quieres bajar de peso

¡No pongas en riesgo tu salud!  Razones para visitar al nutriólogo si quieres bajar de peso

¡No pongas en riesgo tu salud! Razones para visitar al nutriólogo si quieres bajar de peso

¡Muchas gracias por darte un tiempo para leernos! En Sbelt Forever tenemos un fuerte compromiso con nuestros clientes y visitantes, por eso siempre tratamos de darles la mejor asesoría en lo que respecta a la pérdida de peso.

El día de hoy vamos a tocar un tema muy relevante: el de la importancia de la profesionalización en el terreno de quienes tratan padecimientos alimenticios o procesos para perder de peso. A veces pareciera una cuestión que podemos llevar a cabo nosotros mismos o por nuestra cuenta, pero en este texto encontrarás varias razones de peso para tomar el camino adecuado: acompañarte de un médico nutricionista.

Son múltiples las razones por las cuales una persona puede estas interesada en reducir su talla, sin embargo, más allá del motivo es importante considerar que el resguardo de nuestro salud no debe verse comprometido durante estos procesos que nos dicen cómo bajar la panza rápidamente. Si no ponemos atención a este elemento, corremos el riesgo de sufrir trastornos alimenticios y padecimientos físicos que más allá de tener un cura se vuelven crónicos, creando secuelas que nos acompañarán para toda la vida.

El día de hoy vamos a enumerar cuatro razones que nos parecen incuestionables sobre asesorarte con un médico profesional en aspectos nutricionales. Todas estas medidas llevan hacia dos objetivos que son fundamentales y se complementan: la formación de un sistema mucho más saludable y el cumplimiento de tus metas relacionadas con la pérdida de peso.

  • Complementos químicos adecuados. En el mercado podemos encontrar un gran número de productos que nos prometen la reducción de peso en tiempos casi milagrosos, sin embargo, hasta ahora no se ha logrado comprobar su efectividad, a los menos avalados por métodos científicos. Por lo tanto, si se decide por un tratamiento en pastillas, lo mejor es no auto medicarse, aun cuando sólo se trate de suplementos alimenticios. Los nutriólogos y médicos dedicados a atender estos casos son los únicos que cuentan con el suficiente respaldo científico para determinar que tal o cual pastilla es la mejor para tu nuevo régimen nutricional. Además, trabajamos con laboratorios completamente certificados, lo que también garantiza que lo que estás tomando fue completamente diseñado para eso y contiene sustancias puestas para ser consumidas por el ser humano sin el riesgo de causar alguna reacción adversa.
  • El peso y las proporciones físicas individuales. El peso de una persona no sólo está relacionado con la cantidad de grasa que hay en el cuerpo sino también con otros factores biológicos e incluso genéticos. Por otra parte, tampoco es como que los lípidos por sí mismos sean un factor totalmente negativo. Nuestro organismo los necesita para llevar a cabo ciertos procesos fisiológicos. Más bien, lo que debe hacerse es una regulación cuidadosa de los mismos para que estos no signifiquen el aumento de la masa corporal. Estas estrategias serán definidas, justamente, por un médico nutricional, con base en la altura, peso y otras directrices reveladas en algunos análisis clínicos extra. Por eso, los modelos estándar fracasan en su mayoría. Cada uno de nuestros cuerpos es único, con una asimilación de los tratamientos completamente distinta. Lo mejor de las estrategias alimenticias personalizadas es que reducen considerablemente la posibilidad de recaer en el sobrepeso por que se ajustan a las condiciones naturales del paciente.
  • Monitoreo en condiciones clínicas particulares. En algunas ocasiones, no sólo se trata de saber cómo bajar la panza por cuestiones estéticas, sino porque el problema está relacionado con otros padecimientos físicos, como la obesidad, diabetes o trastornos alimenticios. En estos casos se tienen que tomar en cuenta circunstancias mucho más delicadas pues se necesita hacer una evaluación de qué alimentos y sustancias pueden ayudar a la pérdida de peso sin que esto vulnere los sistemas afectados o que algún elemento en particular pueda significar algún tipo de riesgo o empeorar la condición.
  • Cambio repentino de peso. Nuestro organismo no funciona como un siwtch que se prende y se apaga. Sobre todo, en cuestiones de alimentación se necesita de una etapa de adaptación. Casi todos los pacientes que se someten a un régimen alimenticio llevan una dieta que pasa por distintas etapas, justamente para no desbalancear al organismo y ocasionar daños colaterales. Estas estancias sólo pueden ser definidas por un médico nutricionista, que a través de la observación, toma de medidas y análisis clínicos periódicos, puede ir interpretando los resultados. De esta manera establece cuáles serán los siguientes pasos a seguir. En el caso de que algún régimen o tratamiento no esté funcionando como debería, tiene las facultadas para realizar las modificaciones necesarias.

Es importante entender que en un tema tan delicado como la alimentación siempre debemos estar respaldados por métodos científicos, diseñados específicamente para estos fines y que además se haya comprobado que no pueden ponernos en peligro. Seguramente, en Internet o en cualquier aparador comercial podemos encontrarnos con un montón de opciones que nos pretenden decir cómo bajar la panza de manera mágica y casi sin esfuerzo.

Reducir nuestra talla no implica soluciones superfluas como reducir la cantidad de nutrientes o hacer de un lado alimentos “dañinos”, sino más bien, aprender a hacer un equilibrio y comenzar a cambiar varios aspectos de nuestra vida diaria. Todos estos procesos tendrán cierto porcentaje de impacto en nuestro cuerpo que deben ser monitoreados por un especialista. Si insistimos tanto en este último punto es para denotar la importancia del tema.

Si quieres iniciar un proceso de adelgazamiento y quieres recomendaciones para saber cómo bajar la panza sin correr peligro, te invitamos a contactarnos por medio del siguiente link.

¡Hasta la próxima!

No comments.