Tel. (55) 18-58-81-27 / (55) 55-86-59-74

Perder peso: constancia y compromiso

Perder peso: constancia y compromiso

Perder peso: constancia y compromiso

¿Alguna vez te ha tocado hacer la famosa elección de los propósitos para el año nuevo? Casi todos hemos enlistado, entre otras cosas, ahora sí bajar esos kilitos extra que nos vienen molestando desde hace algunos meses. La intención es hacerlo pasadas las fiestas navideñas, pues se vuelve complicado llevar una dieta rigurosa durante la etapa decembrina, que es cuando hay más comida y postres a nuestra disposición.

Sin embargo, por alguna razón vamos atrasando este propósito, primero entramos en un estado de alarma en el que nuestro pensamiento más recurrente es “me urge bajar de peso porque si no lo pierdo antes de verano ya no vale la pena el esfuerzo”. Y entonces llegan las vacaciones, nosotros no hemos podido deshacernos de la grasa extra y toda motivación desaparece por arte de magia.

Quizás es la cuestión del enfoque la que nos permite realmente avanzar en estos propósitos. Es decir, tendríamos que verlo más como un proceso que se va construyendo que como algo inmediato. Porque más allá de cualquier promesa milagrosa lo cierto es que no podemos acelerar el metabolismo y hacer desparecer en un dos por tres toda la grasa acumulada por malos hábitos alimenticios y de vida. Lo que sí podemos hacer, es crear ciertas estrategias para propiciar que nuestro cuerpo se desintoxique y elimine todo lo que NO necesitamos en un tiempo establecido.

Si sólo pensamos en la rapidez podemos afectar nuestro cuerpo más de lo que pensamos, cayendo en síndromes alimenticios o enfermedades nutricionales que se quedarán con nosotros para el resto de nuestras vidas. Así que, la primera clave para llevar un proceso de este tipo con éxito es: entender que se necesita tiempo para ver resultados realmente satisfactorios.

Ahora que hemos entendido ese concepto pasemos a hablar de dos elementos muy particulares que nos ayudarán a tener una vida mucho más saludable y de paso la figura que tanto deseamos: constancia y compromiso.

El primero será vital, sobre todo porque en Sbel-T Forever cambiamos la idea que hay detrás del tan famoso “me urge bajar de peso”. No sólo vamos a cambiar tu alimentación, recomendar algún suplemento para adelgazar o sugerir una rutina de ejercicio con la simple meta de disminuir tu masa corporal, sino de trasformar los hábitos alimenticios para que los nutrientes de tu cuerpo sean absorbidos de la manera adecuada.

Esto implica cambiar todos tus hábitos y para siempre. Al menos, si no quieres sufrir del tan peligroso rebote. Una manera de ayudarte a ser más constante y seguir con puntualidad las recomendaciones hechas en tu tratamiento es dividir una meta grande en pequeños niveles. Por ejemplo, si este año quieres bajar 10 kilos, ponte metas cortas como ir bajando cada kilo en 7 días consecutivos. De esta manera no sólo sentirás como una carga muy pesada de llevar.

Pero sobre todo, no caigas en el engañoso pensamiento de: “un cachito no es nada”, o “si un día no salgo a caminar no pasa nada”. Probablemente, sí, saltarse un día no cause grandes efectos a pequeña escala, pero cuando ves el panorama completo puedes darte cuenta del perjuicio. Si tu cerebro se da cuenta que puede escaparse de algo no placentero genera una sensación de placer que buscará repetir en el momento en el que le toque enfrentarse nuevamente a ese problema.

Tampoco se trata de pensar en el proceso de pérdida de peso como en una especie de sentencia dolora, porque esa actitud tampoco ayudará a que puedas seguir determinado régimen, sea estricto o no. Esto nos lleva a hablar del compromiso. Comprometerse realmente con nuevos hábitos alimentarios es lo que más trabajo nos cuesta mantener. Primero, las cosas nos salen muy naturales, pero después vamos perdiendo el interés. Esto porque generalmente nuestras intenciones para bajar de peso no tienen una relación con nuestros verdaderos deseos o estamos cumpliendo las expectativas de los demás.

Cuando realmente nos comprometernos con algo es porque nos brinda una satisfacción personal real. Así que en lugar de pensar “me urge bajar de peso para ponerme un bikini las próximas vacaciones”, nos sería más útil verlo como una oportunidad de volvernos más saludables y nunca más tener que pensar en bikinis y estrategias estrictas para eliminar esos kilos tan molestos. En ese sentido, la aceptación de nuestro cuerpo será vital para ese proceso, pero esta es una cuestión de la cual hablaremos más a fondo en otro artículo.

Lo importante aquí es entender que el único factor determinante para no tener que preocuparnos por esos kilos extra no es más que nuestro propio espíritu. En Sbel-T Forever abogamos por procesos de pérdida de peso enfocados a las características y necesidades de las personas, pero que de la misma manera sea una oportunidad para iniciar una vida mucho más equilibrada. Con el paso del tiempo te darás cuenta que si cumples con constancia y compromiso, te traerá beneficios en distintos aspectos de tu vida.

Si ya eres cliente de Sbel-T Forever, te invitamos a compartir con nosotros cualquier duda o inquietud respecto a la constancia y el compromiso durante el periodo de pérdida de peso. Si bien referimos que se trata de un procedimiento personal, sí podemos acudir a la asesoría de profesionales y gente de confianza para tener un proceso mucho más llevadero. Y si aún no nos conoces y quieres conocer algunas de nuestras estrategias en este terreno, no dejes de comunicarte con nosotros, te atenderemos lo más rápido posible.

¡Hasta la próxima!

No comments.